Jóvenes con capacidades distintas demuestran su valor y superación

Tres jóvenes con diferencias en el aprendizaje buscan desarrollarse en el ámbito laboral a través de prácticas profesionales. Diego, Héctor y Gabriel forman parte de la primera promoción de estudiantes del Colegio Monarch que vive esta experiencia.

En el establecimiento educativo se centran en brindar apoyo a niños y jóvenes con diferencias neuroconductuales. "Ese término implica una diferencia en el comportamiento, en la conducta o en el aprendizaje del niño que viene ligado a una diferente conexión en nuestro cerebro", explicó la coordinadora terapéutica, Chrystin García.

  • LEE AQUÍ...

Con el programa buscan que los jóvenes descubran sus fortalezas en el mundo laboral. "Necesitan tener compañeros de trabajo, un jefe, horarios... por eso es que nosotros les damos el acompañamiento adecuado", aseguró García.

Por el momento solo han logrado conectar a sus estudiantes con tres empresas: Servirestaurantes, Mister Barber Shop y Carpintería Febles. Pero ellos buscan más apoyo porque quieren darles una experiencia integral.

Estamos tocando puertas que sean una inclusión laboral justa
Chrystin García
, coordinadora terapéutica.

MIRA EL VIDEO:

Los protagonistas

Los jóvenes están en el nivel Challenger, como se le conoce al grado que actualmente cursan y es equivalente a quinto bachillerato. Las prácticas las iniciaron el año pasado en Servirestaurantes, en este momento están en la Carpintería Febles y próximamente trabajarán en Mister Barber Shop.

Héctor Santamarina tiene 20 años y relata que lo que más le gusta es cocinar, jugar fútbol y tenis. "Mi mayor sueño es ser chef y trabajar en un restaurante", indicó. Actualmente realiza bisutería en sus prácticas.

Diego Guzmán es otro de los jóvenes que también tiene 20 años. Cuenta que lo que más le gusta es hacer ejercicio, jugar tenis y escuchar música. Él relata que en sus prácticas ha aprendido mucho pintando madera.

Gabriel Ubilla tiene 18 años y una de sus pasiones es mezclar música en una tornamesa. "Mi mayor sueño es tener mi propio gimnasio y ser DJ profesional", dijo. En estas prácticas, lija y corta madera con diferentes máquinas.

Según el fundador de Carpintería Febles, Ernesto Schova, esta ha sido una expriencia gratificante ya que los jóvenes hacen muchas preguntas acerca de su trabajo y sus empleados están felices de guiarlos. "Nuestro personal se siente importante porque saben que les están ayudando", aseguró.

23 de febrero de 2017, 06:02

cerrar